DOMINGO 22 DE ENERO DE 2017

III DOMINGO ORDINARIO

PRIMERA LECTURA: ISAÍAS 8:23-9:3: El profeta Isaías indica que con la venida del Señor hay esperanza, gozo, alegría, libertad, porque el vino a traer la luz y alejar las tinieblas, a quitar el pecado y a traer salvación. Acojamos este anuncio del profeta en este tercer domingo del tiempo ordinario y permitamos que el señor reine en nuestras vidas.

SALMO 27:1,4,13-14: Las frases del salmo 27 son alentadoras, vivámosla: “El Señor es mi luz y mi salvación, es la defensa de mi vida… ¿a quién he de temer?, …el Señor es el refugio de mi vida. Que nuestra esperanza de todos los días, sea el Señor.

SEGUNDA LECTURA: I CORINTIOS 1:10-13,17: El mensaje central de Pablo es vivir la unidad en Cristo Jesús, con todas las comunidades. Es la invitación que le hace a una de sus comunidades que se encuentra dividida por el sectarismo y confusa de no saber de quién son. En medio de su división exclamaban: “Yo soy de Pablo, otros, yo soy de Apolo, otros, yo soy de Pedro”. Frente a esta división Pablo afirma: “Cristo no está dividido”. Aprendamos de este mensaje y superemos cualquier división. Vivamos la unidad en Cristo Jesús.

EVANGELIO: MATEO 4:12-23: El evangelio de hoy nos presenta el inicio del ministerio público de Jesús con dos elementos importantes: La predicación y el llamamiento de sus cuatro primeros discípulos. Su predicación es un llamamiento a la conversión para poder ser partícipe del Reino de los cielos y cuando llama a los cuatro discípulos, a Pedro, a Andrés, a Santiago y Juan les dice: “Venid conmigo, y os haré pescadores de hombres, y ellos al instante, dejándolo todo le siguieron. A ejemplo de este par de hermanos, dejémoslo todo y sigamos a Jesús.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*