María, “Estrella de la Evangelización”

Evangelizar significa cumplir con la misión encomendada por Cristo a su Iglesia, cuando les dijo a sus discípulos: “Vayan por todo el mundo y proclamen el Evangelio a toda la Creación”.
(Mc 16,15).

Para la Diócesis, es motivo de inmensa alegría saber que nuestra evangelización está presidida por María, en este año Mariano, que sin duda alguna traerá muchas bendiciones espirituales para todos y cada uno de los fieles, a lo largo y ancho de su territorio diocesano, abarcando cada rincón de sus 60 parroquias, más sus centros de pastoral, porque allí también llega el anuncio del Evangelio.

Nuestra Diócesis es profundamente Mariana, lo que facilita llegar a todas partes con el anuncio del Evangelio, para que cada fiel, pueda iluminar y completar la devoción a la Virgen, de tal forma que su gracia nos transforme interiormente y nos impulse a auto educarnos y convertirnos en hombres nuevos según el corazón de Cristo y de María.

Que María se convierta para cada uno de nosotros en nuestro modelo y guía, por ser ella la primera Evangelizadora de la Historia.
Cuando el Ángel le anunció que Dios la había escogido para ser la Madre de su Hijo, Ella, María, llena de alegría partió para donde su prima Isabel, porque María, no sólo quería ayudarle en sus quehaceres por su estado de embarazo, sino también porque quería compartir con ella la alegría del Evangelio, anunciándole que el Mesías esperado durante siglos, había llegado.

Es claro que el Magnifica constituye el primer anuncio del Evangelio de Jesús, por la voz de María, convirtiéndose en la primera Evangelizadora de la Iglesia.

El Papa Pablo VI en su Exhortación Apostólica “Evangellii Nuntiandí”, coloca en la corona de advocaciones una nueva piedra: “Estrella de la Evangelización”. (n.82). El mismo Pontífice se remonta a Pentecostés y ve a la Virgen presidiendo con su oración el comienzo de la Evangelización bajo el influjo del Espíritu Santo.

La invitación es a todas las comunidades parroquiales, que guiados por la presencia de la Santísima Virgen María, en este año Mariano, que no perdamos ocasión para Evangelizar, que lo hagamos a tiempo y a destiempo, como nos lo pide el apóstol Pablo y que María sea nuestro Modelo. De esta manera nuestra Evangelización será fecunda.
Caminando con María en este año 2020, les deseo lo mejor.

José Orlando Salazar Duque. Pbro. PhD

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*